Niños…

Lo confieso. Formo parte de esa infantil mayoría que considera el último título de Píxar, “Up”, una genialidad y posiblemente una de las mejores películas del año. Si el castigo por tener esta opinión es entrar a formar parte de esa gran masa superficial que disfruta de los entretenimientos menores a la que nos ha condenado el escritor Vicente Molina Foix, lo asumo con gusto. Continuar leyendo