6 sándwiches para preparar en 5 minutos (y comer en 3)

Dice la leyenda que la invención de este bocadillo se remonta al siglo XVIII, cuando John Montagu, conde de Sandwich y muy aficionado a jugar a las cartas, mantuvo una partida ininterrumpida durante 24 horas. Para paliar el hambre, pidió carne entre dos rebanadas de pan.

Y de ahí surgió este bocadillo de amplia tradición en el Reino Unido donde, sin ir más lejos, se venden tres billones al año. Pero, ¿dónde radica el secreto de su éxito? Para mí, hay un par de factores que los convierten en una muy buena opción, sobre todo para llevar al trabajo o cuando estás de excursión vacacional. Para empezar, se comen fácilmente, no hace falta tenedor ni, prácticamente, plato. Además los puedes rellenar de cualquier cosa, de manera que pueden ser muy sanos y equilibrados (o una auténtica bomba para tus arterias, también). Por último, ocupan poco espacio. Que puede parecer una tontería, pero a veces viene muy bien.

Así que hoy os plateo seis recetas (si se pueden llamar así) de sándwiches. Pero en este caso concreto, en la imaginación está el límite: probad, variad, experimentad. Casi cualquier cosa se puede meter entre dos rebanadas de pan.

Para que resulte más fácil, he procurado utilizar productos muy similares, en algunos casos casi los mismos. Con ello intento demostrar que con pocos productos puedes obtener un montón de variaciones. Para que os hagáis una idea, la lista de la compra para elaborar estos sándwiches consistía básicamente en:

Bacalao (filete, crema…)

Unos solomillos de pollo

Un mango

Un pepino

Una cebolla roja

Tomates

Queso (mozzarella, para untar…)

Lechuga, rúcula… Lo que más te guste de “lo verde”

Fiambre: filete sajonia, pavo…

Hierbas frescas de Gourmet Garden: albahaca, eneldo, chile…

Como veis, no son muchos elementos y muchos de ellos son perfectamente intercambiables por otros que podáis tener en casa.

sándwich de pollo y mango

Pollo, tomate y mango

1. Pollo, tomate, mango.

Pasa por la plancha unos solomillos de pollo (unos tres por cada sándwich) y córtalos por la mitad. Mezcla queso para untar con la albahaca Gourmet Garden. Unta una rebanada con esta crema de queso y albahaca, encima el tomate en rodajas, otra rebanada de pan, mango en láminas, pepino en rodajas, unas hojas de rúcula y cebolla roja.

Sándwich de bacalao con mayonesa de chile

Bacalao con mayonesa de chile

2. Bacalao con ‘chilenesa’

Puedes aprovechar unos trozos de bacalao que te hayan sobrado de alguna otra receta, o utilizar trozo del final del filete, de la parte próxima a la cola, que no quedan tan bien, en este sándwich. Los pasas por la plancha, mezclas en un bol una cucharada de mayonesa con una cucharadita de chile para hacer la ‘chilenesa’. Untas con esta salsa una rebanada, colocas una loncha de pavo ahumado encima, el bacalao, unas hojas de lechuga y a disfrutar de este sándwich potente.

Sándwich filete sajonia  caprese

Sándwich filete sajonia caprese

3. Filete sajonia caprese

La típica ensalada caprese puede ser perfecta para un sándwich con una base de fiambre ahumado. En este caso, filete sajonia, al que le incorporamos los elementos típicos de la caprese: mozzarella, tomate y por encima una mezcla de aceite y picada de albahaca. Para chuparse los dedos.

Sándwich de crema de bacalao con mango

Sándwich de crema de bacalao con mango

4. Crema de bacalao, tomate cherry, mango y eneldo

El mango me encanta en los sándiwches porque aporta un punto dulce y cítrico y su carne tiene la textura ideal, creo yo, para uno de estos bocadillos, ni muy blanda ni muy consistente. En este caso, hemos cogido unos tomates cherry cortados por la mitad, hemos incorporado una picada de eneldo con aceite por encima, cubrimos de crema de bacalao que torramos ligeramente con el soplete de cocina y encima añadimos mango y cebolla roja. Una mezcla deliciosa.

Sándwich de pavo y manzana

Sándwich de pavo y manzana

5. Pavo y manzana

Este dúo es uno de mis favoritos para un sándwich. Es una mezcla de sabores que me encanta. Y nada más fácil: queso de untar sobre una rebanada, encima tomate cortado en rodajas, pavo y unas rodajas de manzana. Se debe tardar solo unos cinco minutos en prepararlo. Por desgracia, te lo comerás en tres.

Sándwich de salmón y cebolla

Sándwich de salmón y cebolla

6. Salmón y cebolla

Casi más bien como un extra, ya que es una variación del sándwich anterior. Misma base: queso untado y tomate. Encima, salmón ahumado y un poco de cebolla. Delicioso.

Y tú, ¿tienes algún sándwich que te vuelva loco?

3 comentarios en “6 sándwiches para preparar en 5 minutos (y comer en 3)

  1. Puede ser de lo que más me guste cenar cuando llego cansada de trabajar todo el día. Gracias por las ideas. El filete sajonia no lo he probado tampoco nunca… Esto de tener padre árabe hace que no haya comido muchas cosas de peque 🙂 Muá!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s