Mogarraz

Esta villa declarada Bien de Intéres Cultural en 1998 se encuentra al sur de Salamanca, en plena Sierra de Francia.

Recientemente tuvimos la oportunidad de visitarla dentro de las actividades del evento “Consumir para Conservar” del que ya os hablé hace unos días. La verdad es que es una maravilla pasear por sus calles, donde se conservan casas con arquitectura tradicional de la Sierra de Francia repletas de símbolos grabados en la piedra y las típicas balconadas.

Mogarraz

Además, desde el año pasado, las calles de Mogarraz cuentan con un excepcional y precioso añadido: los retratos de 388 vecinos que en la década de los sesenta vivieron allí, pintados por el artista Florencio Maíllo y colocados en las casas en las que vivieron. Una original iniciativa que, si bien al principio fue acogida con cierto reparo en el pueblo (según nos comentaron algunos de sus vecinos) ahora la mayoría reconoce su valor. “Yo soy ése de ahí”, nos decía un lugareño a la puerta de su casa, “pero con veinte años menos, claro”. Y lo cierto es que ver los rostros de quienes rieron y lloraron en las casas en las habitaron emociona. Un proyecto muy interesante que aúna con buen criterio la modernidad y la tradición.

Mogarraz

La gente en Mogarraz, como en casi cualquier pequeño pueblo, es simpática y amable, y no es nada difícil entablar conversación con alguno de los paisanos que se encuentre por la calle. En esta época del año, además, no será raro que alguno de ellos te ofrezca una caja de cerezas de la sierra a muy buen precio, una oferta que merece la pena.

Mogarraz

Pero además Mogarraz, más allá de sus joyas arquitectónicas, está plagado de pequeños rincones con mucho encanto, como esta estrecha y oscura calleja de la Zorra en la que nos sorprendió este curioso cartel.

Mogarraz

De la mano de la alcaldesa de Mogarraz, Concha Hernández Vicente, que haciendo gala de la simpatía de los mogarreños estuvo un buen rato charlando con nosotros y contándonos algunas de las tradiciones más representativas del pueblo, conocimos a uno de los habitantes más ilustres de la villa: Antón V, el cerdo de San Antón, una antiquísima tradición recientemente recuperada en la sierra y según la cual cada año, a mediados de junio, se suelta un cerdo por las calles del pueblo, donde permanecerá, alimentado y cuidado por todos los vecinos, hasta el día de San Antón (17 de enero), cuando será sorteado entre los vecinos.

Antón V

Por último, si queréis hacer una parada en el camino para comer, muy cerca, de camino a Miranda del Castañar, encontraréis el restaurante El Molino de Miranda.

5 comentarios en “Mogarraz

  1. Es, después de Candelario, uno de los pueblos más bonitos de Salamanca #Québonitoesmipueblo 😉

  2. […] Mogarraz – nuestra visita a este bonito pueblo de la Sierra de Francia […]

  3. mi Mogarraz se come muy vien , en el meson taurino . y en el ,Restaurante , Mirasierra . y sus paisages .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s