Ellos y nosotros

Ellos están ahí, en frente de nosotros, aparentemente cerca pero increíblemente lejos.

Ellos ríen y disfrutan de sus días. De sus mañanas al sol y sus tardes al fresco. Ellos deciden nuestro destino, a veces con acierto, otras obedeciendo a un capricho casi divino.

Ellos nos miran desde la distancia que aporta la seguridad, pública y privada. Ellos ven que movemos los labios, pero no saben qué decimos, principalmente porque no nos escuchan, ni tienen interés en hacerlo.

Ellos no nos entienden, porque carecen de nuestra experiencia. No han vivido nuestras vidas, no han andado con nuestros zapatos, no han sentido el miedo, la ira o la frustración. Y si lo sintieron alguna vez, fue hace tanto tiempo que ya no lo recuerdan.

Ellos no se preocupan. Ellos no se ocupan de nuestras preocupaciones.

Ellos se parecen a nosotros, pero nunca serán como nosotros.

Ellos nunca serán de los nuestros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s