La crueldad de las fotografías

Una imagen vale más que mil palabras. También puede doler mucho más, qué duda cabe.

Seguramente te ha pasado: abres un polvoriento álbum de fotos, encuentras una fotografía olvidada o te topas con ella buceando en internet. La experiencia puede ser horrible, y rápidamente uno se da cuenta de la crueldad que reside en cualquier imagen fotográfica, una maldad con tres caras.

Para empezar, la más obvia, es el impacto que produce comprobar gráficamente cuánto hemos envejecido. Cómo nuestro cuerpo ha perdido la juventud y poco a poco, sin que nos demos cuenta, se ha introducido en la madurez, física y, en algunos contados casos, mental. Es como cuando queremos ver cómo pasa el tiempo: comprobamos que pasa de ‘en punto’ a ‘y media’, pero somos incapaces de percibir el lento movimiento de la manecilla en su viaje de 180º.

Después te llega el pinchazo que supone comprobar lo rápido que pasa el tiempo. Cómo lo que hace diez años nos parecía muy lejano ahora está aquí, y todo ese tiempo ha pasado prácticamente en un abrir y cerrar de ojos. Y nos damos cuenta de que el tiempo se escurre como arena entre nuestras manos y de que, y esto es peor, no hay ninguna manera de evitarlo.

Hace 8 años...

Por último, y ésta es quizá la parte más dolorosa, uno se da cuenta de lo que le espera a ese personaje que aparece en la foto. Todos los sueños truncados, los peligros, los daños, las decepciones… Todo el dolor, en definitiva. Pero a ese ‘tú’ que aparece en la foto, ignorante de su futuro, no puedes prevenirle, no hay manera de evitar que cometa las equivocaciones que cometerá, de advertirle sobre las personas en que confiará que luego le traicionarán, de avisarle de todo lo que está por venir… No puedes.

Como no puedes, tampoco, decirle que no se preocupe. Explicarle que vendrán malos momentos, sí, pero que pasarán. Que la vida seguirá.

Mirarle a los ojos y decirle: “Tranquilo. Todo saldrá bien”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s